El 2do legado de Sherlock Holmes: El informe pericial del Detective Privado

Cuando descartas lo imposible, lo que queda, por improbable que parezca, ha de ser la verdad reflejada en un informe pericial.”
Probablemente, Sherlock Holmes en el Siglo XXI.

Carla Pérez Portalés.
Criminóloga.
Detective Privado en proceso.

Cuando el Detective Privado culmina con su investigación, toda la información que recaba deberá ir reflejada en un informe escrito donde se expondrán todas las circunstancias. Este informe será entregado al cliente una vez finalizada ésta y posteriormente aportado como prueba ante un Tribunal de Justicia si resulta pertinente.
 En la jurisprudencia española, el Tribunal Supremo (STS 6 de Noviembre de 1990) señala que "el testimonio emitido por los detectives privados tiene, a favor de su veracidad, no sólo la garantía de profesionalidad exigible y en principio también presumible, en una profesión reglamentada legalmente, sino también de la que, de modo innegable, proporciona la precisa y continuada dedicación al objeto del anterior testimonio a emitir y a las complementarias acreditaciones gráficas o sonoras de que puede ir acompañada".

 Y es que el Detective Privado principalmente aporta pruebas video o fotográficas, en las que se plasman unos hechos sucedidos, pero no expresa opiniones, valoraciones o conclusiones en base a sus conocimientos técnicos, simplemente informa de la realidad, de lo que ha sucedido, en base a su experiencia y con imparcialidad, objetividad y conocimiento.

¿Entonces, el Detective Privado actúa como testigo o actúa como perito? Si el informe sólo traslada por escrito lo que el detective vio u oyó, resulta difícil atribuir a tal informe la cualidad de dictamen técnico o pericial. Pero si el informe del detective contiene consideraciones técnicas sobre el asunto y materia por él investigados y tales apreciaciones técnicas se apoyan en conocimientos, el mencionado informe podría ser considerado dictamen. Habrá de ser en el marco de la designación judicial del perito (Artículo 341 y concordantes de la Ley de Enjuiciamiento Criminal) en el que haya de constatarse la calidad en la que realmente interviene la persona física del Detective Privado.

En conclusión, quien esté habilitado por el Ministerio del Interior como Detective Privado podrá actuar en el marco de un proceso judicial como perito sólo si reúne las condiciones que la LEC establece para esta figura y ha sido designado en tal concepto por el Juez o Tribunal, pudiendo emitir entonces el correspondiente dictamen pericial.

Finalmente, cabe decir que no existe ningún manual que diga de qué manera el Detective Privado ha de estructurar el informe de la investigación estrictamente, sino que éste ha nacido de la experiencia y la práctica en el desarrollo de la profesión. A modo de ejemplo, en las clases para la obtención de la Titulación de Detective Privado en la Universidad de Valencia del año 2014, el profesor y Detective Privado Juan de Dios Vargas ha enseñado como la estructura tipo de un informe la que a continuación se detalla:

Informe confidencial
- A petición de…
- En representación de…
- Investigado…
- Fecha de entrada…
- Fecha de inicio…
- Fecha de entrega…
- Tipo de investigación…

Todos los datos aparecen en el libro de registro apaisado. Posteriormente, se incluye:
- Índice…
- Antecedentes…
- Objetivo y plan de actuación…
- Investigación…
- Conclusiones…
- Consideraciones legales…
- Diligencia de entrega del informe…
- Anexos…

En …..., a … de 2014.
- FDO. EL MANDANTE.                                                                                               
- FDO. POR AGENCIA DE DETECTIVES.
EL DETECTIVE
CRIMINÓLOGO


o   Bibliografía:
NAVASQUILLO LORDA, E. (2011) “El informe pericial del Detective Privado”. Quadernos de criminología: revista de criminología y ciencias forenses, 14, 40-46.
SEGOVIA ARROYO, J.A. (2003) “¿Es el informe profesional del Detective Privado equivalente a un dictamen pericial?”

No hay comentarios:

También te puede interesar